cono 1

Las Tunas.- Con la conferencia El haiku, esencia y práctica, impartida por la escritora María Liliana Celorrio, en la mañana de hoy en la Filial Provincial de la Fundación Nicolás Guillén (FNG), dio inicio una serie de actividades que pretenden inculcar en los creadores tuneros la práctica de esa y otras composiciones tradicionales japonesas.

En la agenda sobresale un recital poético en saludo al Día Internacional de la Mujer, por celebrarse este domingo, la realización de estrofas de ese tipo por los participantes en la cita y una visita al Jardín Botánico Provincial, para aprehender el respeto hacia la espiritualidad y la naturaleza de los hijos de esa nación insular del océano Pacífico, esencia de su musa inspiradora.

El plato fuerte del evento es la convocatoria al Concurso Un Haiku Para la Vida, ideado por la autora de Mujeres en la cervecera. Quienes compitan en el certamen en solo pocos días deben dar vida a una obra que, aunque finalmente no resulte laureada, sí formará parte de una exposición que se exhibirá en la galería Sofía Estévez, en el evento Décima al Filo, por celebrarse a mediados de este mes en Guáimaro, Camagüey.

Las acciones se extenderán hasta el Día Internacional del Libro, el 23 de Abril, cuando se leerán y regalarán tankas al público, otras de las composiciones provenientes de Japón.

El haiku es un poema breve inspirado en la emoción del momento, que consta de tres versos, de cinco, siete y cinco sílabas, respectivamente, que tiene la singularidad de no llevar rima ni título. Mientras el tanka también resalta por su concisión y está compuesto por 31 sílabas, distribuidas en dos estrofas, una de tres versos y otra de dos.

Escribir un comentario