anforaLas Tunas.- Con la entrega del carné que acredita a tres magos cubanos como miembros de la Federación Internacional de Sociedades Magas, y con la ilusión de haber visto a un pirata tragar agujas, y a otros aparecer palomas, cartas, y hasta la nieve, concluyó la 24 edición del Festival de Magia Ánfora.

Los galardonados Yannier Ramírez Escalona, Jorge Luis Silva Sánchez y Sandra Ramírez Argüelles, todos de la provincia de Matanzas, recibieron la membrecía este domingo, a teatro abarrotado, de manos de María Ibañez, conocida internacionalmente como la maga Merlina.


El público presente en la gala de premiaciones, desarrollada en el teatro Tunas, de esta ciudad, agasajó con aplausos a la delegación matancera por los reconocimientos y por alcanzar los segundos lugares en las modalidades de cartomagia y magia general, así como una mención en pequeñas ilusiones.
Merlina, en representación de la Sociedad Americana de Magos, entregó a Eduardo Cintra, de la Compañía Teatro Cubano de la Magia, de Camagüey, la varita mágica de presentación, con la que la sociedad mágica más antigua y prestigiosa del mundo reconoce su maestría. La entrega del Ánfora, vasija milenaria que el fundador del evento, José Reynerio Valdivia Valdivia (el mago Píter), calificó como uno de los elementos más importantes en el arte de la ilusión, reconoció a la provincia de Camagüey al merecer los premios en grandes ilusiones, mejor actuación masculina y el tan ansiado galardón al mejor espectáculo para adultos.

Se mantuvo Las Tunas, cuna del arte milenario en Cuba gracias a la impronta del mago Píter, entre las más premiadas al alzarse con el primer puesto en cartomagia, magia cómica, magia general, y en la mejor actuación femenina, además del segundo y tercer escaño en grandes ilusiones y magia de cerca, respectivamente.
La Habana, representada por un gran número de noveles artistas, demostró la valía de la nueva vanguardia de magos cubanos tras resultar laureados en mentalismo, magia cómica y cartomagia. De gran siginificación resultó el reconocimiento al joven Ronal Rosales Denis, quien además de obtener el primer premio en manipulación, recibió de manos del mago Abdul, de Nicaragua, un diploma de parte de la Asociación Nacional de Artistas de ese país.
Granma, ciudad natal de César Reyes Ampudia, uno de los homenajeados en esta edición del Ánfora, también demostró ser una de las principales canteras de profesionales de la ilusión, al mismo tiempo que la Compañía Variedades Santiago de Cuba, la que se emplazó nuevamente entre las preferidas por el público infantil.
El XXIV Festival de Magia Ánfora, celebrado del 21 al 24 de noviembre en esta oriental ciudad cubana, acogió a magos de casi toda Cuba y de otras partes del mundo.

Escribir un comentario