exportación de aji

Las Tunas.- Con la premisa de incrementar el desarrollo de la economía y propiciar un aumento en las líneas de exportación, la Delegación de la Agricultura en la provincia aplica iniciativas que responden a esta necesidad nacional.

Según informó a medios provinciales el delegado de la Agricultura Omar Yoel Pérez López, la producción del chile habanero, procedente de la casa de cultivos La Siguaraya y variedades de frijol, como el caupí, son nuevos renglones que pudieran exportarse, los cuales junto a la producción de miel de abejas, tabaco y carbón vegetal, resultan prioridades en el territorio.

En ese sentido, como proyecciones constantes del sector, no solo está la comercialización de estos rubros, sino también la siembra de frijoles y maíz, cultivos básicos que garantizarán la sustitución de importaciones y la puesta en marcha de la nueva planta de beneficio, secado y empaque de granos que se ejecuta como parte de las inversiones en la agricultura y tiene como meta procesar cerca de 60 toneladas diarias.

Además de esta planta, se invierte en otros apartados agropecuarios como la instalación de nuevos sistemas de riego en polos productivos, mejorar la producción avícola con la terminación de tres naves en la granja José Mastrapa, la ampliación del Centro Integral Porcino El Bleo y la puesta en marcha en el próximo año de una fábrica de piensos, imprescindible para garantizar el alimento animal.

Entre las proyecciones de la Agricultura para la presente etapa se destaca el cumplimiento de la campaña de siembra de cultivos varios y el cumplimiento de la contratación de los productos para el 2020, porque para el cierre de diciembre se logró alcanzar solo un promedio de 22,8 libras per cápita. Estuvieron por debajo de la media provincial los municipios de Las Tunas, Majibacoa y Manatí.

En cuanto a la contratación, Pérez López refirió que la producción total planificada para el año 2020 de los cultivos varios es de 166 mil 890 toneladas, de ellas se han contratado hasta la fecha solo 90 mil 014, 6 toneladas, para el 54 por ciento de la producción total.

Asimismo, los agropecuarios tuneros encaminarán sus acciones hacia una mayor producción de yuca, apartado que se incumple en la actualidad y es necesario recuperar, ya que además de ser un alimento para las personas y los animales, constituye un eficiente extensor para hacer harina y sustituir en gran medida la importación de trigo.

En estos tiempos de escasez de fertilizantes y combustible, apelar aún más a todas las alternativas posibles a fin de alcanzar rendimientos elevados en las plantaciones, el empleo de distintos medios para labrar la tierra y el uso de varios métodos para cultivar, constituyen líneas priorizadas para garantizar la alimentación del pueblo.

 

 

Escribir un comentario