Imprimir
Visto: 1545

calles lastunas

Las Tunas.- La prioridad número uno del Gobierno en la provincia de Las Tunas es el cumplimiento estricto de las disposiciones orientadas por el país, para la actual etapa de recuperación pos-Covid-19, declaró Yelenis Tornet Menéndez, vicegobernadora del territorio.

Destacó que el aislamiento físico en instituciones estatales, privadas y en la sociedad en general, es "una medida de seguridad", aseveración que cobra relevancia en un contexto internacional en el cual el dilema ha estado entre salud y economía. En Cuba ha quedado muy claro el camino: la salud es lo fundamental.

En un segundo orden de preponderancias para el Gobierno local, Tornet Menéndez citó la producción de alimentos, tanto para el consumo humano como animal y mencionó, en este sentido, un mayor desarrollo de la agricultura urbana con el fomento de autoconsumos familiares.

“Conscientes de que las ofertas aún son insuficientes trazamos estrategias y buscamos variantes para que los surtidos de la agricultura se comercialicen y lleguen a la población de manera ordenada. Ahora mismo estamos en la cosecha del mango y trabajamos para acopiar el máximo posible con destino a la industria. En el país hay una reducción de importaciones y debemos producir aquí lo que necesitamos, es el caso de la leche, por ejemplo, otro renglón en el que se realizan esfuerzos para recolectar lo preciso y garantizar el suministro a la infancia”.

La construcción de viviendas, con el desafío de edificar este año mil 694 inmuebles, cifra superior a la planificada en el anterior calendario, es otra de las acciones de primer orden para el ejecutivo de la provincia, refirió, a su vez, la directiva.

Paralelamente, se sitúa la economía y la proyección del plan con vistas al 2021, el cual se concibe en medio del enfrentamiento a la Covid-19 y en la actual fase de desescalada en el país, que vio afectados los ingresos de divisas debido a las consecuencias de la pandemia y tuvo que paralizar un conjunto de actividades productivas y de servicios, con el consecuente impacto monetario.

En un contexto de tensiones financieras y en el suministro de combustibles, el ahorro de los portadores energéticos y de todos los recursos está entre las prioridades, subrayó la vicegobernadora de Las Tunas, quien exhortó también a explotar al máximo las potencialidades del territorio y aprovechar las reservas de eficiencia aún sin utilizar.

"Unidos, saldremos adelante", subrayó, finalmente, al destacar la respuesta de la población ante el peligro de la pandemia y en este período de recuperación pos-Covid-19.