thaba las tunas

Las Tunas.- La Empresa de Talabartería de Las Tunas (Thaba) cerrará este 2019 con la recaudación de 8,3 millones de pesos por la venta de sus producciones, un resultado que cumple las expectativas trazadas a pesar de contratiempos por la carencia de materias primas y de combustible.

Esta Unidad Empresarial de Base (UEB) la conforman tres talleres de talabartería ubicados en Bartle, Manatí y Puerto Padre, además de la fábrica de artículos de látex emplazada en el reparto La Victoria, de esta capital provincial.

Sus confecciones cumplen con estándares de calidad cada vez más rigurosos, algo que desde hace un tiempo llama la atención de los clientes. Estos productos se insertan en el mercado cubano y sustituyen importaciones. “Hasta la fecha se han entregado 51 mil 469 unidades físicas a las cadenas de TRD y Cimex, un resultado conseguido gracias a la participación de todos los talleres en la confección de gorras deportivas, bolsos, mochilas, merenderos”, asegura George Cruz Ramayo, director de la UEB.

“Este año logramos la certificación del Sistema de Gestión Integrado Calidad y Medio Ambiente luego de un proceso de auditoría realizado por la Oficina Nacional de Normalización”, aseguró Ailé Partido Guerrero, especialista principal en Gestión de la Calidad. En cada taller existen mecanismos de control desde que llega la materia prima, una acción que aminora los defectos durante la producción. Cada objeto tiene una marca identitaria, eso nos permite saber su procedencia en caso de ser necesario.

Entre los productos de más demanda de la empresa están los guantes domésticos, creados en la única fábrica de artículos de látex del país. Al cierre de noviembre habían aportado al Ministerio de Salud Pública 644 mil 640 ejemplares, cifra que representa el ciento por ciento de lo planificado.

Durante el 2019, Thaba en Las Tunas estableció vínculos con clientes extranjeros para la exportación de estas producciones. Según explicó Cruz Ramayo, “la fábrica está trabajando con una asociación económica para la comercialización de este artículo en Guatemala. Ya se enviaron seis mil pares de guantes y los criterios son muy favorables. Consideramos que puedan competir en el mercado internacional”.

El espectro de confecciones de la entidad se ha ampliado y exhibe una amplia gama de artículos, la mayoría avalados con la Condición de Cultura Industrial del Detalle. La unidad empresarial vence el 2019 con sustanciales éxitos en el plan anual y se prepara para nuevos retos en el 2020.

Escribir un comentario