Imprimir
Visto: 854

Salvador Valdez 2021

Las Tunas.- Un llamado a incrementar la producción de alimentos y elevar los resultados de la actual zafra azucarera hizo en Las Tunas el vicepresidente cubano, Salvador Valdés Mesa, quien presidió una reunión de análisis del Programa de Autoabastecimiento Municipal.

El también miembro del Buró Político del Partido Comunista de Cuba (PCC) evaluó lo que se ha hecho en el territorio tunero para garantizar las 30 libras per cápita de granos, viandas, hortalizas y frutas, así como los cinco kilogramos de proteína animal que establece ese plan de soberanía alimentaria y nutricional.

Hasta el momento eso no se ha logrado por una serie de razones objetivas y subjetivas, como los bajos rendimientos de los cultivos por la falta de fertilizantes y combustibles, la sequía, el desvío de productos, la desmotivación y otras causas; no obstante, en el mes de diciembre se comercializó un promedio de 24,8 libras por habitante.

En el encuentro con los secretarios del PCC de los municipios tuneros, los presidentes de las Asambleas Municipales del Poder Popular, los intendentes y los responsables de la actividad agropecuaria, Valdés Mesa reflexionó sobre lo que representa la independencia alimentaria ante el recrudecimiento del bloqueo y en medio de la crisis generada por el virus SARS-CoV-2.

Por ello -acotó- cada territorio debe diseñar su estrategia de desarrollo y garantizar la comida de la población, no solo la de los residentes en los alrededores, sino aportar a la provincia y el país; pues varios renglones se distribuyen según el balance nacional, como arroz, frijol y carne.

Insistió en que se debe avanzar en el procesamiento de diversos surtidos mediante industrias y minindustrias, incluyendo las artesanales, y potenciar las casas rústicas para la producción de hortalizas durante los meses de julio, agosto y septiembre.

Además, destacó que en este complejo escenario resultan decisivos el control y la planificación de todos los procesos de los cultivos varios y la ganadería, así como los vínculos con la actividad científica para desafiar las dificultades y las adversidades climatológicas.

Yoel Martínez Vargas, delegado del Ministerio de la Agricultura en la provincia, presentó los resultados generales del sector agropecuario hasta el cierre de diciembre y las proyecciones para el 2021, cuando se pretende incrementar las áreas sembradas de yuca, plátano, boniato y otros cultivos.

Por su parte, Rafael Pantaleón Quevedo, director general de la Empresa Azucarera, informó que el territorio presenta atrasos en la actual zafra por la arrancada tardía de los tres centrales, la humedad en los campos y la caña dejada de moler, además de algunos problemas subjetivos como indisciplinas y falta de organización.

A propósito, el vicepresidente cubano destacó la necesidad de cumplir el plan de producción de azúcar -el más alto del país- y en ese sentido convocó a prestar atención a la agricultura cañera para solucionar las deficiencias actuales, a la vez que exhortó a prevenir paralizaciones en los ingenios, en los que ya se ha logrado estabilidad.

Junto a Valdés Mesa estuvieron el primer secretario del Partido en Las Tunas, Manuel Pérez Gallego, el viceministro primero de la Agricultura, Ydael Pérez Brito, y el gobernador Jaime Chiang Vega.