Miércoles, 19 Diciembre 2018 05:50

Pin, el hombre del millón de pesos...

Escrito por Yuset Puig Pupo
Pin, el hombre del millón de pesos... Fotos: ReyLópez.

Puerto Padre, Las Tunas.- Silverio Téllez atesora muchas anécdotas en sus 47 años. Campesino al fin, de esos de pie y alma en el surco, ha sobrevivido a muchos avatares de la vida en el campo, pero los embates del huracán Irma, en el 2017, le pusieron a prueba la cordura y el amor por el verde intenso de sus cultivos.

Cuenta Pin, como todos lo conocen, que llegó con las primeras luces de aquel día fatídico a su finca de Guabineyón, en las cercanías de Vázquez. Le bastó apenas una ojeada para descubrir que lo había perdido literalmente todo. Estuvo unas horas apilando racimos de platanitos manzanos, aún sin el tiempo necesario para consumir, y cuando su conteo pasó de tres mil decidió regresar a casa.

pin3Se fue devastado. Las suyas no eran 27 hectáreas ordinarias, sino el patrimonio de uno de los mayores productores de plátano fruta en la provincia, con rendimientos sorprendentes y planes productivos pactados por encima de los dos mil quintales anuales.

Las plantaciones por el suelo le nublaron la mirada. Bromea con el hecho de que alguno de los suyos lo siguió con cautela por miedo a que fuera a atentar contra su vida. Pero nada de eso. Su convencimiento llegó rápido y le dijo a su cuñado: "Ahora sí nos toca guapear y duro...".

Unos días después supo con certeza que Irma le había dejado pérdidas por más de un millón de pesos. Lamentablemente, él no había asegurado sus cosechas. Resulta difícil componerse de un golpe de suerte similar, pero Pin es el ejemplo de que el trabajo constituye la única forma posible de la recuperación.

Sus terrenos otra vez se pintan del verde peculiar del plátano. Los suelos allí tienen muchísimo sustrato y son ideales para la producción del manzano. En su Volga de estera, el campesino surca, cultiva, chapea y recorre cada pedacito de la finca.

Pin es ingeniero agrónomo. Hace alrededor de siete años decidió cambiar las oficinas por el surco y fue beneficiado por el Decreto-Ley 259 y luego por el 300. Le tocó hacerle frente al marabú y al romerillo hasta dotar a la finca de las grandes hileras de cultivos varios que posee hoy.

Cuando le pregunto si ha sido difícil recomenzar después de Irma, asiente con rapidez y me dice que aprendió la lección, pues hoy tiene todas sus cosechas aseguradas.

Pero el huracán no ha sido su único obstáculo. Toda su área está en secano y aunque dispone de un sistema de riego para 10 hectáreas no posee electrificación para acometer el riego. Cuenta con cinco pozos con abundante agua, mas le es imposible utilizarla a plenitud, pues la asignación de petróleo que recibe no satisface sus necesidades en una zona de extrema sequía.

"En estos momentos tengo sembrado frijol, fruta bomba, ajo, boniato, yuca y maíz -puntualiza Pin-, pero me distingue la producción de plátano, sobre todo, manzano.
"En lo que va de año he entregado dos mil 946 quintales de cultivos varios a la empresa. He dado 16 viajes a la Feria Agropecuaria en Las Tunas. Mucha gente ya me conoce y espera por mis racimos. Incluso, les hago llegar semillas a los que quieren tener una planta en su patio".

pin2El ingeniero aplica sus conocimientos a favor de los rendimientos. Rota los cultivos para evitar plagas e, incluso, me comenta que pone las semillas a hervir durante un minuto para desterrar el gusano picudo y acelerar la germinación.

Asegura que su hermana es el sostén de la finca. El negocio es familiar y cada cual tiene sus obligaciones desde que rompe el día. Allí se trabaja de verdad, las plantaciones son el medio de vida y no hay pretextos para salirse del terruño. La meta es producir, incluso, contra la saña de los ciclones.

"Viajo todos los días de Vázquez hasta la finca en mi coche, comenta el productor al pie del surco. Llego con el alba y me voy a eso de las 8:00 pm. Mi mujer me pelea a veces, pero cuando estoy lejos de los sembrados no me siento tranquilo.

"Intento que mis hijos aprendan el amor por la vida en el campo, ese es el mejor legado que puedo darles. Yo pienso aventurarme en nuevos proyectos como una cochiquera y cualquier emprendimiento que pueda ampliar mis alcances. Pienso retirarme aquí, entre hileras de plátano, pero para eso falta bastante...".

Visto 5707 veces Modificado por última vez en Martes, 08 Enero 2019 12:27

Escriba su comentario

Post comentado como Invitado

0
  • Invitado - Roberto

    Este DT-75 es una innovación que no usa radiador

    Like 0 Short URL: