biomodulina 1

Las Tunas.- Los primeros adultos mayores de Las Tunas a los que se les suministró la Biomodulina T completaron, este fin de semana, el esquema de tratamiento con el fármaco, concebido entre los protocolos de primera línea para enfrentar la Covid-19 en el país.

Se trata de 83 abuelos con enfermedad pulmonar obstructiva crónica, internos en instituciones sociales, explicó la doctora Marisbelis González Rodríguez, jefa del Departamento de Atención al Adulto Mayor en la Dirección Provincial de Salud, en el territorio.

La experta dijo que el inmunorregulador parenteral, reconocido por la capacidad de aumentar la producción de las células de defensa del organismo, lo utilizan en Las Tunas en los nueve hogares de ancianos y se cuenta con el aseguramiento necesario para garantizar su administración dos veces durante seis semanas a los más de 400 internos en esas instituciones.

González Rodríguez señaló que también reciben la Biomodulina T los nueve adultos mayores y los 33 pacientes residentes en los dos centros médicos psicopedagógicos de la provincia y en el hospital psiquiátrico Clodomira Acosta Ferrales, respectivamente.

Destacó, a su vez, las propiedades de este medicamento registrado en Cuba desde 1994 y utilizado en lo fundamental en el tratamiento de infecciones respiratorias a repetición en las personas de más de 60 años, con excelentes resultados de eficacia y seguridad debido a sus positivos efectos en el sistema inmune.

La doctora Marisbelis González Rodríguez detalló que la Biomodulina T se administra por vía intramuscular y endovenosa, acto solo efectivo tras el consentimiento de la persona. En caso de invalidez mental, se solicita, precisó, la autorización de un familiar o del tutor legal del adulto mayor.

Con anterioridad, en Las Tunas, la totalidad de los internos en los hogares de ancianos recibieron el PrevengHo-Vir, complejo homeopático recomendado para combatir enfermedades respiratorias agudas y distribuido en la Isla como parte de las acciones profilácticas contra el nuevo coronavirus.

Otras medidas sanitarias para evitar la propagación del SARS-CoV-2 incluyen la disposición de barreras sanitarias en la entrada de los hogares de acianos, la modificación del horario de labor a fin de reducir la movilidad del personal de Salud y la existencia de un área para aislar a cualquier paciente con síntomas respiratorios y su posterior evaluación.

La suspensión de las salidas de los abuelos y de la entrada de los seminternos a los cuales se les lleva el alimento hasta sus casas mediante un sistema de cantinas, integran también las acciones para garantizar la seguridad de este grupo etario.

La atención diferenciada a los ancianos es una prioridad en Las Tunas, sobre todo, porque cerca del 20 por ciento de la población local rebasa los 60 años y constituye este el segmento poblacional más vulnerable ante la Covid-19.

Escribir un comentario

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.