adolescente embarazo

Las ciencias médicas de la provincia de Las Tunas registran, por sus características, el caso materno más crítico de los últimos tiempos.

Las Tunas.- Yillian, de 15 años de edad, acudió al Hospital General Docente Doctor Ernesto Guevara de la Serna con hipertensión arterial agravada, a sus 38 semanas de embarazo. Tras una cesárea urgente, varias intervenciones quirúrgicas le sucedieron por hemorragias e infección intraabdominal, que condujeron a una reparación por cirugía de la zona orgánica. Por muchos días tuvo soporte artificial total respiratorio, hemodinámico y renal.

“Estamos hablando de una paciente extremadamente compleja de tratar, por la situación clínica con la que llegó a los servicios intensivos del hospital: una enfermedad hipertensiva gravídica, ya con complicaciones renales importantes, que la llevaron, incluso, a una máquina de diálisis para terapia de reemplazo renal.

“A eso se le sumaron varias complicaciones en su puerperio, que requirieron cirugías urgentes, múltiples reintervenciones -nueve en total-, que empeoraron más su estado de salud y complejizaron el manejo desde el punto de vista médico”, enfatiza el doctor Jaime Ernesto Julián Rey, uno de los especialistas de Cuidados Intensivos más vinculados con este caso.

Por la experticia de un equipo médico multidisciplinario del centro asistencial, al que se sumaron con dedicación especialistas de servicios intensivos y quirúrgicos pediátricos, la madre adolescente ha logrado su recuperación paulatina en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del centro hospitalario provincial.

embarazo adolesc“Estamos muy satisfechos por el resultado obtenido. Realmente, el éxito es colectivo, tanto de cirujanos, obstetras, intensivistas pediatras y los intensivistas de nuestro servicio que estuvimos sin descanso velando por ella. Es un logro que habla a favor de la calidad de nuestro Sistema de Salud”, añadió el médico.

Más de 40 días de hospitalización han transcurrido desde que estuviera Yillian Cobiella Rodríguez en extremo peligro.

“Ha demandado de la unión de muchos profesionales de nuestro hospital. Hemos tenido la suerte de haber compartido saberes con el equipo pediátrico, que ha sido un complemento en la atención con el aporte de múltiples especialistas, asumiendo protocolos acertados para este caso específico. Hoy mostramos los resultados: la recuperación de la paciente, que tuvo un estado crítico de salud.

“Debemos sumar además, especialidades punteras en el tratamiento de la madre adolescente –junto a la Obstetricia, la Pediatría y los servicios intensivos-, como Nefrología, Hematología, Cirugía, Cardiología, Angiología y los nutricionistas. Es muy reconfortante ver la unión de todas estas disciplinas por un objetivo común: salvar a la paciente”, comparte el doctor Lázaro Pérez Escribano, jefe del Centro de Urgencias.

embarazo adolescenciaYoancel David (el hijo de Yillian), en perfecto estado de salud, espera a buen resguardo por la recuperación de su mamá en la sala de Neonatología de la propia institución sanitaria.

“Estamos disfrutando de la salud restablecida de la madre. En cuanto a su bebé, nunca el estado llegó a verse comprometido en el nacimiento, pero ocupa toda nuestra atención por el solo hecho de encontrarse alejado de la mamá. También podemos sentirnos satisfechos de que pronto ella acompañará a su hijo”, apunta la doctora Repi Balmaseda Bruzón, subdirectora del Programa Materno Infantil en el hospital provincial.

Yillian es de pocas palabras, pero sabe valorar la grandeza de esta obra humana. “Ellos me han tratado muy bien, ¡todos estos médicos! Les doy gracias por haberme salvado”.

La preeclampsia grave, a juicio de expertos, es una de las complicaciones más frecuentes durante el embarazo en la adolescencia. Yillian, con su evolución satisfactoria, y gracias a las Ciencias Médicas cubanas, sonríe hoy a la vida.

Escribir un comentario