1centro de aislamiento covi

Las Tunas.- La eficaz vigilancia epidemiológica junto a otras medidas del plan de enfrentamiento y control del nuevo coronavirus permitieron diagnosticar con la enfermedad de manera oportuna a una ciudadana de 38 años de edad, residente en Guayacán, municipio de Jesús Menéndez; quien se encontraba en el Centro de Aislamiento por ser contacto directo de un caso previamente identificado.

El doctor Aldo Cortés González, subdirector del Centro Provincial de Higiene, Epidemiología y Microbiología, explica a 26 Digital que la paciente fue estudiada por su vínculo directo con un italiano de 70 años, positivo a la Covid-19, procedente de la región de Lombardía y que arribó al país en el mismo vuelo de los primeros tres italianos diagnosticados en Sancti Spíritus.

El ciudadano europeo, tras el inicio de los síntomas, es trasladado de manera inmediata a Holguín. Su esposa, por ser la más cercana a él, fue aislada en el centro destinado para ese fin en la localidad de Las Tunas; mientras que el resto de las personas que establecieron algún acercamiento, son supervisadas constantemente. Una vez que ella resulta positiva a la enfermedad también es llevada a Holguín.

“Ambos casos -insiste- se detectaron por nuestro sistema y fueron debidamente aislados en las instituciones de referencia hasta la confirmación del resultado. Quienes tuvieron algún tipo de contacto con ellos están ingresados bajo vigilancia y estudio”.

Actualmente, en esta provincia hay más de 230 personas, procedentes de países con transmisión del nuevo coronavirus, que son controladas por los médicos y enfermeras de la familia.

En el centro de aislamiento Los Caciques permanecen como posibles sospechosos unos 30 pacientes. También funciona El Cerro para extranjeros que han tenido en algún momento relación con enfermos, pero no presentan signos de la Covid-19; de aparecer, son trasladados hacia la institución holguinera establecida.

Cortés destacó la profesionalidad del personal de Salud y el cumplimiento de las disposiciones por las máximas autoridades del territorio, además de la participación responsable del pueblo. “Ratificamos que hoy no existe transmisión autóctona de la enfermedad y exhortamos a la población a preservar la tranquilidad y convertir la preocupación en acción.

“Hay que protegerse, lavar constantemente las manos, no tocar los ojos ni la nariz, evitar asistir al trabajo o a lugares públicos con síntomas respiratorios y acudir al médico, así como mantener la distancia de más de un metro entre las personas, incluso, en las colas, que es hoy una de las mayores vulnerabilidades".

Y agrega: “Hemos adelantado medidas dentro del plan estratégico, lo que elimina una gran parte del riesgo. Aun así, debemos extremar los cuidados por la posible existencia de personas asintomáticas que pudieran ser portadoras del virus”.

Finalmente solicitó la confianza de los tuneros y aseguró que con el respaldo de los organismos, organizaciones de masas y el pueblo en general se logrará una nueva victoria.