Raíces Soneras

Las Tunas.- Eddy Miranda Vega, fundadora y directora del grupo portador Raíces Soneras, del municipio de Majibacoa, fue una de las personas que obtuvo el Premio Memoria Viva que otorgó recientemente el Centro Provincial de Casas de Cultura en la categoría de Personalidades a exponentes que han cultivado diversas expresiones culturales en su comunidad.

Casa de las TradicionesElla forma parte de la familia Miranda, que desde su espacio doméstico y cotidiano, ha mantenido una tradición musical de manera empírica, enamorando a consanguíneos más cercanos y a otros parientes. Sin dudas, se trata de fieles exponentes de la cubanía.

No es la primera vez que ese colectivo recibe lauros significativos. El centro de investigación y desarrollo de la cultura cubana Juan Marinello, otrora también otorgó el Premio Memoria Viva a todo ese grupo portador y entre sus otros reconocimientos figura la Beca de Creación para la Cultura Nacional Tradicional.

Alrededor de 10 personas integran el elenco, que desde las comunidades cercanas hasta otras provincias ha demostrado ser portador de una tradición centenaria.

Durante sus más de 20 años de existencia se ha distinguido por la conservación del repertorio familiar, la defensa de los géneros nengón y son, el uso de instrumentos musicales cubanos como la marínbula, el bongó, las claves, la tumbandera (constituida por un arco tenso amarrado con fibras o cordel que hace la función de cuerda fija, sujeta a una yagua que cubre un hueco en la tierra, funcionando como caja sonora), el güiro, las maracas, el tres y la guitarra.

En su currículo figura el haber participado en eventos internacionales como el Festival del Caribe (Santiago de Cuba), la Fiesta de Arte Popular (Ciego de Ávila), la Fiesta Iberoamericana (Holguín), además de la Jornada Cucalambeana, en nuestra provincia. Y en su repertorio se encuentran temas como El cañaveral, Pájaro lindo, La rosa fragante, El son del monte, Choncholí se va pal monte Venga guano, entre otros.

Eddy MirandaPor otro lado, Eddy y su parentela hace más de 10 años convirtieron su hogar, en el poblado de San Joaquín, en Casa de las Tradiciones. En la entrada de la misma da la bienvenida una décima de Juan Cristóbal Nápoles Fajardo (El Cucalambé), mayor poeta bucólico del siglo XIX en Cuba, y en el interior de la casa se encuentran prendas típicas de vestir, instrumentos musicales tradicionales, objetos del campesino cubano y otras sorpresas.

Pero su amor por las raíces cubanas provienen mucho más allá del tiempo, pues entre sus ancestros está el nombre del mambí Vicente Cutiño Márquez, luchador por la independencia de Cuba en la etapa en que era colonia de España. Según investigaciones realizadas sobre el tema, este hombre alcanzó grados de coronel y se distinguía por sus dotes de cantor y poeta popular. Sus descendientes hoy lo consideran el tronco de la familia.

Al pasar los años, varias personas de su árbol genealógico avivaron la tradición musical hasta llegar a los Miranda actuales, entre ellos Rafael Miranda (padre de Eddy, ya fallecido), quien dirigió la cofradía durante buena parte de su vida e inculcó el amor por la más bella forma de lo bello en sus nueve hijos.

Eddy, con dotes musicales demostrados, a pesar de haberlos desarrollado de manera empírica, asumió la responsabilidad y, al igual que su progenitor, ha servido de inspiradora para tales sueños. Su hija Mariela Rodríguez Miranda es un ejemplo de su cosecha, pues se destaca en el quehacer del grupo y de promotora cultural del barrio, actitud que siembra también en su hija.

Enhorabuena para Eddy, y también para su familia, cuya entrega cotidiana enorgullece a todo aquel que se sienta cubano.

Escribir un comentario