mesa633

Con la presencia de Marta Elena Feitó Cabrera, ministra de Trabajo y Seguridad Social y Meisi Bolaños Weiss, ministra de Finanzas y Precios, inició la Mesa Redonda sobre la actualización de la información de las nuevas medidas que se adoptarán en la nueva etapa de la recuperación pos-Covid-19 en Cuba

Los ministerios y organismos centrales del Estado trabajaron en la conformación de un plan de medidas para la primera etapa de la recuperación tras la epidemia de la covid-19 en el país, concebida en tres fases con el objetivo de que transcurra como un proceso gradual hacia la nueva normalidad, trascendió este lunes en el programa televisivo Mesa Redonda.

Estas acciones, agrupadas en 13 actividades principales, se han clasificado en dos grupos: aquellas que se mantendrán, y otras, cuya aplicación contempla adecuaciones en el transcurso de las tres fases pos-Covid-19.

MEDIDAS PARA LOS TRABAJADORES ESTATALES

¿Cuáles son las principales medidas que tomará el país para garantizar la reinserción del pueblo a la vida laboral? ¿Se potenciará el trabajo a distancia? ¿Tendrán el sector estatal y el no estatal las mismas garantías laborales?

La ministra del Trabajo y Seguridad Social, Marta Elena Feitó Cabrera, responde la duda de la población, informando que desde la primera fase se reinicia la incorporación de los trabajadores a sus puestos laborales. 
Estas interrogantes centraron la intervención de la ministra de Trabajo y Seguridad Social, Marta Elena Feitó Cabrera, quien se refirió a las medidas laborales que se mantendrán durante las tres fases:

- En cuanto se decrete la primera fase, todos los trabajadores que por una causa u otra no estaban laborando, podrán regresar a sus puestos.
- Se potenciará el trabajo a distancia, modalidad en la que laboran actualmente más de 600 mil personas.
- Las entidades tienen que definir los cargos que pueden hacer teletrabajo y controlar su contenido.
- Se mantendrá durante las tres fases el pago por resultados en el sector empresarial, a partir de suprimir la condición referida al crecimiento de las utilidades antes de impuesto. Entre tanto, se pagará el salario básico cuando no sea posible pagar por resultados.
- Se mantiene suprimida la condición referida al cumplimiento de las utilidades en las entidades que aplican sistemas de estimulación en pesos convertibles, vinculados al cumplimiento y sobrecumplimiento de indicadores productivos y de eficiencia.
- Durante todo este periodo, los trabajadores del sistema empresarial que laboran en entidades que se utilizan como centros de aislamiento para la vigilancia epidemiológica, reciben el salario promedio calculado, según lo previsto en la legislación laboral vigente.
- Ante la interrupción laboral, en la primera y segunda fases se defenderá la posibilidad de reubicación laboral, en dependencia de las necesidades de cada territorio.
- Cuando el trabajador no acepta la reubicación de forma injustificada, durante la primera y segunda fase se le mantendrá el vínculo laboral, pero no recibirá ninguna garantía monetaria.
- En la tercera fase se elimina el derecho otorgado al empleado de mantener el vínculo laboral, cuando no acepta la reubicación de manera injustificada.
- Durante la primera y segunda etapa, se mantendrá el pago del 60 por ciento de su salario y la garantía de conservar su vínculo laboral a aquellos trabajadores interruptos. En la tercera fase se eliminarán estas garantías.

- Los trabajadores en los centros de aislamiento se mantienen protegidos con el salario promedio.
- Los trabajadores que están aislados en sus domicilios se mantienen cobrando el 100 por ciento del salario básico, mientras se mantenga el aislamiento.
- Se mantiene la decisión de prorrogar la licencia no retribuida a la madre que se encuentra en el disfrute de las licencias complementarias por maternidad, y a su vencimiento resulta imposible su incorporación, porque no tiene otro familiar que pueda cuidar de su hijo y se aplazó el otorgamiento del círculo infantil.
- Aquella madre, padre o tutor al cuidado de menores se les mantendrá en la primera y segunda fase una garantía salarial equivalente al 60 por ciento. Cuando reinicie el curso escolar, esta será eliminada.
- Se mantiene la atención diferenciada a los núcleos donde hay personas con discapacidad y adultos mayores que viven solos.
- Sigue vigente lo estipulado para los trabajadores que se encuentren en el exterior por asuntos personales y se le venza el periodo de licencia no retribuida autorizada, por las restricciones de viaje dispuestas.
- Continúa el pago de estimulación de 250.00 pesos mensuales para los asistentes integrales de servicios de Salud y los operarios de equipos de lavandería en los 31 hospitales que atienden pacientes confirmados y sospechosos de alto riesgo.
-Durante la primera fase aquellos trabajadores por cuenta propia que no puedan reiniciar su labor, porque no les será rentable, como es el caso de los arrendadores de viviendas, podrán mantener sus licencias.
- Los repasadores y cuidadores de niños podrán recomenzar sus labores durante la primera fase.
- Durante la primera fase, se mantienen suspendidos los trámites para la concesión de autorizaciones para ejercer el trabajo por cuenta propia. Las solicitudes de nuevas licencias podrán comenzar a partir de la segunda etapa.
- Durante la tercera fase se restablecen los servicios gastronómicos en todas las tipologías de unidades, garantizando distancia entre las personas.
- Las instituciones religiosas podrán restablecer gradualmente sus servicios, garantizando las medidas sanitarias y de distanciamiento.
- Con el restablecimiento del transporte se permitirán las visitas a los centros penitenciarios.
- Durante la primera fase se restablecen los pases para los reclutas que pasan el Servicio Militar.

DECISIONES EN EL ÁMBITO FINANCIERO

Durante su comparecencia en la Mesa Redonda, Meisi Bolaños, ministra de Finanzas y Precios (mfp), hizo referencia a un grupo de medidas que se mantienen en la etapa de recuperación y de otras que sufren adecuaciones y que permitirán transitar a la normalidad en un grupo importante de sectores, cuyas pautas las marcan las tres fases pos-Covid-19 que se han definido.

Algunas de las disposiciones:

Ratifica las medidas de ahorro y reducción de gastos, teniendo presente las actuales prioridades del país.

Las pérdidas económicas que se generen en el sistema empresarial, asociadas a la Covid-19, se cubren con los recursos para pérdidas y contingencias, hasta su límite. Las que superen estos niveles, se presentan al mfp para realizar la evaluación de su financiamiento.

Se evalúan en el sector empresarial los casos que, excepcionalmente, requieran un aplazamiento en el pago de impuestos sobre utilidades y el rendimiento de la inversión estatal, ante la falta de liquidez, sin aplicar intereses moratorios. Se incluyen en esta medida a las empresas mixtas, en tanto, las cooperativas no agropecuarias también pueden hacer esta evaluación y presentar la solicitud del aplazamiento del pago de sus obligaciones.

En el sistema empresarial se mantiene la aplicación de medidas de contención de los gastos, en correspondencia con los niveles de actividad.

Los gastos en que incurran las empresas estatales y sociedades mercantiles de capital 100 por ciento cubano, por tareas vinculadas con el enfrentamiento a la pandemia, que hayan sido asignadas por los gobiernos provinciales y municipales, son resarcidas de estos gastos.


PRECIOS Y CONTROL A LAS ILEGALIDADES ECONÓMICAS ASOCIADAS

Primera fase: Controlar que se cumpla la congelación de precios según lo establecido en las medidas de incremento salarial. Asimismo, se establece que los precios mayoristas de nuevas producciones locales se aprueben en los órganos locales en función de los destinos previstos.

Segunda y tercera fase: Controlar que se cumpla lo establecido en la primera etapa de recuperación, para lo cual ya debe estar presentada una política de precios, la cual empezará a implementarse en la tercera fase.

COBRO DE MULTAS

Primera fase: Mantener en las unidades de la pnr las medidas para el cobro inmediato de multas y otras notificaciones aplicadas, y se restablece el cobro pasivo de multas por contravenciones, infracciones del tránsito, multas judiciales y del Código Penal.

Segunda y tercera fase: Apertura total del servicio, con lo que se restablece el cobro en las oficinas y a través de los gestores. Igualmente, se reactiva el término de duplicar las multas por no pago en el plazo inicial establecido (30 días como regla) y el cobro en apremio.

Escribir un comentario