siembra alimentos

Las Tunas.- Con la llegada de las precipitaciones mucho se ha avanzado en cuestión agropecuaria. La actual campaña de los cultivos varios, iniciada en marzo, marcha con la recuperación de los atrasos, pues hasta la fecha sus siembras se cumplen al 112 por ciento, con un total de 10 mil 303,4 hectáreas, mil 142,9 más que lo planificado.

Pero estos índices aún son insuficientes. La agricultura tiene que convertirse en la principal fuente de alimentación y, junto a estos parámetros de control, debe permanecer el compromiso de quienes hacen parir la tierra a fin de incrementar los contratos y que el alimento llegue más seguido a su destino: el pueblo.

En diálogo directo con 26 Digital, Luis Oro Torres, subdelegado de la Agricultura aquí, informó que hasta el mes de mayo la campaña de primavera tuvo un incremento en su ritmo de siembra. “Las viandas, las hortalizas y los granos se cumplen al 103, 120 y 104 por ciento, respectivamente, mientras las frutas alcanzan solo el 85 por ciento de cumplimiento. En estos resultados cumplen todos los municipios de la provincia, excepto Jesús Menéndez, Jobabo, y Manatí, que todavía distan de actualizar el plan definido para ellos”.

Según indicó Oro, si analizamos solo el mes anterior se percibe un avance en las siembras, las cuales recuperan las afectaciones por la intensa sequía a la que se enfrentó la provincia en meses anteriores.

“En mayo se cumplieron las plantaciones al 154 por ciento, con cinco mil 591,4 hectáreas de las tres mil 635,4 planificadas, y del total, alrededor del 20 por ciento corresponde a la tracción animal.

“Plantaron por encima del plan 102 hectáreas de plátano para un 125 por ciento del cumplimiento de las viandas; 202 de hortalizas de verano, registrando un 115 por ciento y sobrecumplieron también con 997 hectáreas más de granos, para el 160 por ciento; al tiempo que cumplieron todos los municipios de la provincia”, detalló.

Respecto a la preparación de la tierra, el directivo destacó el movimiento de casi tres mil 190 hectáreas, completando las seis mil, que se tienen hasta la fecha, con el propósito de alcanzar las siete mil 600 que aún restan para lo comprometido.

Los pasos deben agigantarse a fin de que estas siembras puedan dar sus mejores frutos en unos cinco meses. Hoy es vital, además de la estimulación a la producción, lograr el tan añorado control sobre lo que se produce en el campo y su comercialización, solo así se podrá lograr un desarrollo del sector y mayor encadenamiento agrícola, devenido luego en tarimas llenas de productos para la población.

 

Escribir un comentario